Denuncian alto costo de impuesto predial y servicios públicos en el barrio Simón Bolívar de Puerto Carreño

Más de 30 familias residentes en un sector del barrio Simón Bolívar de Puerto Carreño denuncian que se han visto afectadas por los excesivos cobros del impuesto predial de este año. Alegan que son personas de muy bajos recursos y muchos no trabajan regularmente para honrar este compromiso, que mencionan, es irregular.

Calle del barrio. Foto: Gardenia Rebolledo.

Según los vecinos, el costo de los recibos oscila entre $20.000 y $600.000 por cada lote ocupado, pese a que a la fecha no tienen ningún tipo de escrituras o documentos que acrediten su propiedad por encontrase en zona de riesgo de inundación.

“Nos están cobrando por un espacio que ni siquiera cuenta con escrituras, ninguno en esta cuadra tiene ni siquiera un documento de trámite para la escritura. No tenemos certificación de estos espacios que habitamos, pero sí nos llegó ahora un cobro por impuesto predial, en mi caso debo pagar $353.000 y nadie nos explica esto”, dijo Juan Carlos Beltrán, un habitante del barrio.

Beltrán indicó que en ocasiones pasadas varios vecinos han ido a la alcaldía para pedir ayuda social y para mejoras de sus viviendas por inundación y riesgos a los cuales se encuentran expuestos en la zona, por la cercanía del río Meta, pero han sido infructuosas sus pretensiones.

“Nos dicen que este barrio no figura o no se encuentra dentro del predio urbano de Puerto Carreño y que yo no tenía derecho de nada, por no tener escrituras. No se justifica que me cobren esto y no tengamos derechos a recibir ni siquiera una teja de zinc, pero para hacer los cobros sí aparece el nombre del titular y hasta han venido varias veces esta semana con estos recibos que, además, ya llegaron vencidos con fecha del 20 de abril 2021”, explicó.

Habitante del barrio. Foto: Gardenia Rebolledo.

Frente a esa obligación tributaria los vecinos se mostraron preocupados, pues a su entender deben pagar con prontitud el impuesto para evitar un cobro jurídico. “Eso me preocupo mucho, porque me daña mis intereses crediticios a futuro”, dijo Jon Narváez

Los vecinos reconocen que hace algún tiempo estuvo una comisión de funcionarios del Instituto Geográfico Agustín Codazzi (IGAC),quienes se encargaron demedir la calle principal, pero no sus lotes o terrenos.

Para Edilma Barrera Galindo y su familia, vivir en un cambuche o rancho forrado con plástico no es propio para un elevado cobro de tributos y catalogó de injusta la situación. “Nos están cobrando esos recibos tan elevados en dinero, si ni siquiera tengo una bienhechuría digna. Estamos viviendo en zona de riesgos, es una un sector inundable, deben poner un poquito el freno a esto, al menos que vengan a hacer la inspección ocular antes de cobrar estos impuestos”.

Pero el caso de Luz Elena Trejos, es el más extraño, donde se presume un doble tributo sobre el mismo predio. “Mi denuncia es que ahora me están cobrando doble impuesto. Yo vivía desde el 2017 en la casa del señor Ignacio Chacón que me dejó vivir ahí. Pero ahora me llegó el recibo por el tiempo que viví ahí y a él dueño de la casa también le llegó, es decir, a los dos por el mismo tiempo y el mismo lote, uno a nombre del señor Chacón y el otro a nombre mío. Yo fui a la alcaldía, ellos me dijeron que por ley tenía que pagar como si fuera la propietaria. Eso es corrupción. Se están aprovechando de los pobres”, dijo la perjudicada.

Los vecinos de este sector exigen a la Alcaldía de Puerto Carreño que se acerque al barrio y les expliquen la manera de hacer sus pagos, convenios y que les ayuden a canalizar las quejas ante el Instituto Geográfico Agustín Codazzi, ya que en Puerto Carreño no existe una oficina enlace, la más próxima, se encuentra en Bogotá.

“Ante quien debemos colocar nuestros reclamos. Queremos que la alcaldía nos solucione esto, lo que nosotros queremos es que vengan y nos hagan una reunión, aquí no ha venido nadie a explicar. Yo llevo más de 10 años viviendo acá y nadie ha venido ni siquiera a realizar una inspección ocular. No nos dan documentos, pero si nos llega el cobro muy puntual”, manifestó Beltrán.

Habitantes del barrio.

Altos costos en los servicios

Los habitantes que se ubican en la parte trasera de la cancha de fútbol del Simón Bolívar también hicieron eco del alto costo de los servicios públicos básicos y exigen conocer el destino de estos recaudos.

“Para donde se va esta plata que nos está exigiendo, porque no hay mejoras en la comunidad, por el contrario, cada día los gastos por servicios públicos son cada vez mayores y no son eficientes, el aseo urbano no pasa, el alumbrado público no funciona desde hace un año, solo una farola y está dañada. La inseguridad es elevada, ya no podemos dejar nuestras casas solas, esto es una ruta de contrabandista y gente dañada”, manifestaron.

¿Qué dice la Alcaldía?

EL MORICHAL conversó con Alejandra Carrillo, profesional adscrita a la Secretaría de Planeación e infraestructura municipal. Indicó que ese cobro o tributo predial se hace por el hecho de ocupar un determinado espacio.

“Nosotros como Alcaldía solo recepcionamos la base catastral que nos envía anualmente el Instituto Geográfico Agustín Codazzi (IGAC), ellos nos indican por medio de un listado, todos los predios y cédulas catastrales de acuerdo a la posesión. Nosotros solo somos operadores de cobro. El impuesto es algo que ya viene definido a nivel nacional, son ellos quienes regulan lo que se cobra”, dijo la funcionaria.

Sobre el tema del espacio o zona de riesgo del sector específico, la administración municipal dijo que estas manzanas catastrales, están bajo un esquema de protección ambiental. Sin embargo, “fue catastrado por IGAC en su momento y solo les cobran por el hecho de tener construido 50 metros cuadrados. Es contradictorio para ellos, los habitantes de este sector, ya que se ubicaron de manera voluntaria, el municipio no autorizó su ubicación sobre zonas no habitables”.

Así mismo, manifestó que el municipio debe hacer un recaudo porque igual están haciendo uso el espacio y de servicios públicos. “A ellos se les certifican las estratificaciones como requisito para obtener su servicio público, pero se le hace la anotación que no certifica que sean los propietarios, porque no cumplen los requisitos”.

Sobre caso puntual del doble cobro de tributo sobre el mismo predio, el secretario de Hacienda Municipal, Fabio Beltrán Cortes, dijo que los afectados deben pasar con la respectiva documentación ante dicha entidad para revisar y elevar la queja, de ser el caso ante el IGAC.

“No es el deber ser de ese cobro, debemos revisar que paso ahí, solo se le cobra al poseedor del bien no a la persona que este habitándolo lo haya dado en arriendo o lo haya prestado. Si esto está pasando, podemos darle solución”.

El titular de la cartera de Hacienda explicó que impuesto predial es de obligatorio cumplimiento para cada poseedor de predio, y que desde el año 2020 se ha venido haciendo el ejercicio recaudación, en aras de ser invertidos en el orden social pero el tema de la pandemia mermó algunas acciones.

“La cultura de no pago está desapareciendo, en el 2020 se recaudó, sin cobro coactivo, un total de $1.200 millones por impuesto predial, superando las metas que teníamos establecidas en un 110%. Para este año 2021 hemos establecidos varios métodos para la recaudación de estos tributos con ´Carreño al día´, que va desde el 01 de enero al 31 de diciembre 2021, es decir, durante todo el año, las personas pueden colocarse al día. Tenemos diferentes fechas y convenios para el pago de impuestos y de los intereses en mora de años anteriores”, explicó el funionario.

La administración municipal indicó que realizaran próximamente unas campañas de socialización para el pago y convenios que ofrece la administración, y que priorización el sector del Simón Bolívar, en virtud de las inquietudes que presentan.

Te gustó? Compártenos en tu red

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *