Cumaribo multiplicó su valor catastral

Foto: Cortesía IGAC

Cumaribo (Vichada) tiene una extensión de 6,5 millones de hectáreas, es decir cuatro veces el departamento de Cundinamarca, de las cuales solo el 1% corresponde a zona urbana, y su población es predominantemente indígena, razón por la cual, el año pasado se realizó la formación catastral de toda el área rural.

“Desde su creación en 1996, este municipio solo tuvo registros fiscales, pero hoy ya cuenta con información catastral completa gracias al proceso de formación que hicimos en muy corto tiempo. De esta manera, sabemos que la zona rural de Cumaribo cuenta con 4.467 predios, casi siete veces el número de los registros fiscales del año inmediatamente anterior, y su valor catastral se multiplicó por más de cinco, al pasar de $69.000 millones a $402.000 millones”, explicó la directora del IGAC, Olga Lucía López.

Gracias al proceso de formación, se hicieron visibles 950.000 metros cuadrados de construcción nuevos en esta zona, es decir, 22 veces el área del Edificio Coltejer en Medellín, y se determinó que el 11% del área del municipio corresponde a predios informales, ocupaciones o posesiones, lo que hace que Cumaribo cuente con el primer paso en la ruta del ordenamiento social de la propiedad.

Te gustó? Compártenos en tu red

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *