Paola Castro, una titán en contra de los abusadores de Vichada

Diana Paola Castro es una patrullera que lleva 13 años de servicio en la Policía Nacional, de los cuales, 11 años ha dedicado su función a favor de contrarrestar el delito de abuso sexual que viven los niños, niñas y adolescentes en el departamento de Vichada.

Esta mujer, madre de dos niños de 4 y 9 años, oriunda del municipio de Puerto Carreño,  ha sido condecorada, y a la fecha cuenta con más de 50 felicitaciones otorgadas por el mando institucional a lo largo de su carrera Policial.

Esta valerosa titán, día a día dedica su tiempo en búsqueda de estas personas que con sus acciones marcan familias enteras, futuros prometedores, pero más que eso, destrozan la vida de personas indefensas que quizás por su vulnerabilidad son presa fácil para los abusadores. Esta ha sido su meta desde que inicio a ser parte del grupo de investigación criminal, poner tras las rejas a este tipo de personas.

Levantarse, alistar a sus hijos para iniciar jornada, llevarlos al colegio y ver a todos sus compañeritos de clase, niños y niñas que hasta ahora están empezando a vivir y ver su gran vulnerabilidad por ser seres tan frágiles, son las circunstancias que apalancan las acciones de esta titán quien no descansará en esta lucha en contra de los abusadores y proxenetas que están destruyendo nuestra infancia en el departamento de vichada, lucha que permitirá y garantizará un libre desarrollo y sano crecimiento de nuestra infancia y adolescencia.

Para el año 2017 y lo corrido del 2018, ha logrado, en coordinación con la Fiscalía generar 25 órdenes de captura, pero más importante aún son las 33 capturas efectuadas en el transcurso de los años en mención en el territorio vichadense, su trabajo es duro como ella misma lo menciona pues aun cuenta con 66 investigaciones vigentes por este tipo de delitos los cuales nos ha dejado claro que esclarecerá y hará lo que este a su alcance para lograrlo.

En su memoria están marcados todos los casos que ha liderado, pues ha convertido su trabajo en una forma fascinante de vida, pero resalta en especial dos casos donde en uno de ellos dos sujetos obligaban a dos menores de edad a tener relaciones sexuales con animales, entre ellos chivos y perros, no contentos con eso, los filmaban y posteriormente violaban y abusaban sin parar; investigación que tuvo un gran trabajo de campo. “Me hizo sufrir, pero lo logre”, dice la Patrullera.

El otro caso que marca la vida de Castro fue el de una menor de 9 años que fue abusada en múltiples ocasiones durante un mismo día. “Lo recuerdo porque viví este procedimiento desde el inicio y compartí con la familia de la menor, llore, trasnoche pero logre mi objetivo, ponerlo tras las rejas. Hoy en día saludo a los familiares y a la menor pero al solo verla me recuerda todo el sufrimiento que vivió”, relata la Patrullera.

Te gustó? Compártenos en tu red

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *